00579941508
Foto de Archivo

 

El juzgado de Instrucción Penal y de Menores del Centro Judicial Monteros, desestimó la apelación presentada por el Ingenio Ñuñorco y dio vía libre a la multa impuesta por el Tribunal de Falta de Monteros, que impuso la suma de 3 mil UF (Unidades Fijas). Cada Unidad Fija tiene el monto del equivalente a 1 litro de Nafta Super, en este casó seria de $27.93 (la cotización en plaza para el litro de Nafta Super). En total el Ingenio Ñuñorco deberá desembolsar la suma de $83.790 por los daños ocasionados el día 5 de septiembre, cuando un problema en la cámara de enfriamiento provocó el derrame de agua por las calles del centro de la ciudad.

El Juez de Intrucción, Mario Velazquez considero oportunos los supuestos generales relacionados con la naturaleza jurídica del acto emanado del Juez de Faltas de la Municipalidad de Monteros, en razón de considerar que el acto jurisdiccional tanto sea administrativo como judicial es una derivación del derecho vigente aplicable a un caso en particular , siendo admisibles las pruebas ofrecidas (documento fotográfica y actuaciones notariales) presentadas por la Dirección de Medio Ambiente del Municipio y certificada por un escribano público, y consideró que son suficientes como para ser consideradas como pruebas de culpabilidad o responsabilidad del infractor.

El abogado de la firma Dr. Hugo Mariano Danesi pidió la nulidad de la sentencia administrativa por considerar que la misma no contiene el más mínimo análisis de los hechos ni del derecho involucrados en la presentes actuaciones. Esta apelación interpuesta por el abogado de Ingenio Ñuñorco fue desestimada por el Juez de Instrucción del Centro Judicial Monteros.

Todavía se espera el fallo de la justicia con el caso ocurrido cinco días después de este hecho, sobre el derrame de melaza que afectó también al centro monterizo.

Nuevamente un Ingenio propiedad de Julio Colombres sufre un revés por parte de la justicia por problemas ambientales.