23 Ene 2023 - 17:02

La postal que dejan los tucumanos que veranean en suelo tucumano

Arde el verano tucumano y explota la indignación por el estado en que queda el dique en El Mollar. ¿Quiénes son los responsables? ¿Alguien se hace responsable?

"Vas a Carlos Paz y todo es re limpio", "en Salta es una hermosura, no hay basura en ninguna parte", "Mendoza ni te cuento".

-La gente levanta su basura en el río y se la lleva.

-Che y ¿vos hacés lo mismo?

-¡Claro!

-¿Y por qué en El Mollar no? ¿Por qué tus hijos no levantan todas las latas de cerveza que dejan en el dique?

-(Silencio).

Vamos por parte, en responsabilidades: ¿De dónde es el mayor flujo de turistas que se instala en El Mollar los fines de semana de enero? ¿Y cuál es el mayor grupo etario que suele amanecer un domingo en el dique? ¿Vecinos del lugar? ¿Adolescentes, jóvenes y adultos de hasta 40 años que residen todo el año ahí o en zonas cercanas copan los alrededores del dique? No.

Quienes suben los fines de semana hacia El Mollar, en su mayoría, son de los departamentos: Monteros, Famaillá, Simoca, San Miguel de Tucumán y ciudad de Concepción. Por una cuestión de proximidad a la Ruta 307, como vía de acceso a la zona de valle, los fines de semana de enero la comuna turística del departamento Tafí del Valle recepciona un amplio público de turistas de los puntos mencionados.

Los tucumanos son pésimos turistas en su provincia, los vecinos de los departamentos indicados, después de tantas décadas siguen creyendo que El Mollar es el patio trasero de sus ciudades. "Mis hijos van a divertirse", "Les compré el cuatri para que lo usen"; sí señor pero van 3 o 4 a toda velocidad, en un vehículo que es para dos. "Sólo vengo los fines de semana de joda con mis amigos, el lunes ya bajo porque tengo que trabajar. El auto es mío y pongo la música como quiero".

Definitivamente los tucumanos no saben ser turistas y veranear en sus centros turísticos. La posesión de espacios públicos, sin respeto por el lugar lleva décadas. Las postales de los domingos en enero es la misma cada año.

La crítica a la gestión comunal no tarda en llegar en los foros en redes sociales: "Son solo dos meses, qué les cuesta poner más basureros", "debería haber más control policial". Claramente los tucumanos son horrendos turistas en su provincia, con expresiones así dan cuenta que son hijos del rigor, si no tenés un cana cerca no podés ser éticamente correcto.

"Que lleven a los que cobran plan a limpiar", ¡Bravo! Con esa idea estás dando cuenta que además de que vos no sos capaz de mantenerlo limpio, tampoco tenés idea de consciencia de clase. Una mujer que cobra una Asignación para su hijo, tiene que ir a limpiar el vómito tuyo, y levantar toda la basura que vos dejaste, porque sos un ciudadano ejemplar. Podemos seguir y cargando responsabilidades de lo que se debe hacer, sin asumir ningún tipo de compromiso hasta que termine el verano...o pensar, por un momento ¿Qué aporto yo cuando estoy ahí?

Las autoridades provinciales anunciaron con bombos y platillos los operativos de verano en las villas turísticas en diciembre del 2022. Pero cómo es posible que miles de motociclistas suban la ruta 307, de a tres en moto, en vehículos sin patentes, y ni al caso mencionar un casco, cuando a la altura de Las Mesadas (departamento Monteros) hay un control policial "permanente".

Cuándo será el verano que El Mollar sea noticia por sus bellezas naturales disfrutadas por turistas tucumanos orgullosos y cuidadosos del paraíso al que pertenecen. Porque cuando se pertenece a un espacio, se complementa con el mismo, no se asume como amo y señor, como patrón mediocre que toma posesión del lugar.