Inquilinos de un hostal, ubicado en la zona céntrica de la villa veraniega, denunciaron a los propietarios del lugar, que habían sentido ruidos extraños en la zona del primero piso, que se encuentra en construcción, por lo que decidieron llamar a la policía.

Al llegar, los uniformados de la comisaria local encontraron escondidas en medio de la construcción, 11 plantas de Cannabis Sativa Lineo, minutos mas tardes se presentó una mujer y manifestando ser propietaria de la mismas.

Inmediatamente se dio aviso al Juzgado Federal de Turno, donde indicaron que por disposiciones del Juez, se secuestraron las plantas, y no se adopten medidas privativas contra la libertad para la dueña de las plantas.

Además, se le labró una acta de infracción a la Ley Nacional 23.737 de Estupefacientes.