En Monteros, si los partidos pusieran un fiscal en cada mesa, podría haber más de 45 personas sentadas alrededor de una urna.

Los candidatos disponen de fiscales para cada una de las mesas, para cuidar el voto en el recuento final.

En la teoría eso podría ser posible, aunque en la práctica algunos partidos acoplados suelen usar una sola persona para que represente a una sola estructura política.

En la elección de junio, Monteros tendrá 72 mesas habilitadas, en cuatro escuelas (Federico Moreno, Comercio, Normal y Técnica) y se espera una alta participación de los ciudadanos. Los jóvenes entre 16 y 17 están habilitados, pero no es obligatorio, al igual que los mayores de 75 años.