Foto de archivo

Este viernes por la mañana arribaron a Tucumán 3.000 dosis de la vacuna Sputnik-V primer componente, mientras nuestra provincia se prepara para aplicar 15.000 segundas dosis desde el sábado. La ministra de Salud Pública, Rossana Chahla, celebró el avance del plan de vacunación contra el Coronavirus y confirmó que ya está listo el padrón de pacientes de entre 35 y 39 años, que serán inoculados en la medida que sigan llegando vacunas.

Este sábado se vacunará con la segunda dosis de Sputnik-V a quiénes recibieron la primera entre el 9 y 15 de marzo, de 08:00 a 14:00 y en los mismos lugares donde recibieron la primera. «Nosotros necesitamos ordenarnos. Hay gente que está esperando la segunda dosis con mucha ansiedad. Sabemos que tenemos esta cantidad de dosis y que esos días dimos esa cantidad de primeras dosis. Ahora se aplicará la segunda dosis. La gente que no esté en ese rango del 9 al 15 de marzo que no concurra. Es una manera de ser organizados», remarcó Chahla.

La funcionaria provincial destacó que la cartera sanitaria ya tiene definido el padrón de personas de 35 a 39 años para abrir las inscripciones para ese grupo etario mientras avanza la inoculación de pacientes de entre 40 y 45 años. «Vamos a ir abriendo ese padrón de forma escalonada para ser responsables. De tal manera que cuando se le dé un turno a una persona podamos cumplir», sentenció la galena.

Chahla además confirmó que ya fueron vacunados los 300 estudiantes universitarios rotantes de distintas carreras, junto con el avance de la vacunación de docentes y nodocentes de universidades nacionales, de nivel secundario y carreras universitarias.

«Estamos cumpliendo con la planificación y mucho más rápido de lo que pensábamos con la regularidad de la llegada de vacunas. Estamos avanzando con los grupos etarios y escuchando todas las solicitudes especiales. Al bajar la edad, se llegará a todas las personas», insistió. 

Finalmente, se refirió a la ocupación de camas críticas en Tucumán, que hoy es del 74% en el sector público. «Ayer llegó al 82% pero durante la mañana tenemos muchas altas. Esto suele aumentar los fines de semana. En promedio es del 80 a 85%. Tenemos la capacidad para dar respuesta, pero no queremos que ocurra esto. Queremos que haya menos contagios. Veremos el impacto de la restricción de la circulación hace dos semanas», concluyó.