Foto autorizada por Walter Iñigo para la publicación.

Un lamentable hecho sucedió cerca de las 20 del domingo en la traza vieja de la Ruta Nacional 38, a la altura de La Parada de Los Soria.

Willian Alejandro Iñigo, de 27 años, había visto un accidente de su casa. Un hombre que iba en caballo, se cayó y se golpeó. El joven fue en su ayuda, llamó por teléfono al servicio de emergencia, pero en ese momento una ambulancia pasaba por el lugar, le hizo señas, y pero antes que llegue al lugar, un motocicleta sin luces lo embistió, y le fracturó una de sus piernas y diversos golpes en el cuerpo y la cara.

«La ambulancia ya se acercaba al lugar, y la motocicleta sin luces, intento esquivarla, pasó por la banquina y me chocó», dice Willian desde el Hospital Regional de Concepción, donde se encuentra internado a MONTERIZOS.

«Me quebró la pierna, fue irresponsable en andar sin luces en medio de la ruta, ahora por querer ayudar a un hombre, terminé ligando yo», expresa con un poco de bronca, este joven trabajador.

Iñigo se encuentra ahora recuperándose de su intervención, y espera prontamente regresar a su hogar, comenzar su recuperación y volver al trabajo, con el que le da sustento a su familia.