Decenas de personas murieron en el accidente de un avión en el principal aeropuerto de Moscú.

La aeronave de pasajeros Superjet-100 de la compañía rusa Aeroflot que hacía el trayecto Moscú-Murmansk se incendió este domingo en el aeropuerto de Sheremétievo después de efectuar un aterrizaje de emergencia.

Las autoridades rusas confirman que 41 de las 78 personas que iban a bordo murieron. En un primer recuento se habló de 13 fallecidos; además, hay varios heridos.

La tripulación aseguró a las agencias rusas que un rayo había alcanzado a la aeronave en pleno vuelo, lo que les obligó a volver al aeropuerto y realizar el aterrizaje de emergencia. Aeroflot, sin embargo, habla de “razones técnicas” para ejecutar el aterrizaje de emergencia.