El ave fue encontrada por las fuerzas de seguridad en una casa que funcionaba como punto de venta de drogas.

Los agentes de la Policía militar del estado brasileño de Paiuí confiscaron este lunes en la ciudad de Teresina un papagayo entrenado para avisar a sus dueños sobre la llegada de las fuerzas de orden, informa O Globo.

El ave fue hallada durante la incursión en una casa que funcionaba como punto de venta de drogas. Según los oficiales, cada vez que ve agentes de uniformados, el animal avisa gritando: “Mamá,policía!”, citó el sitio RT en Español.

El animal, que fue transferido al un parque zoobotánico local, será liberado después de dos o tres meses. “Deberá aprender a volar, adaptarse nuevamente”, indica el portal al veterinario Alexander Clark. El papagayo tiene casi cinco años y estas especies pueden vivir hasta 70.