Durante el fin de semana, cientos de usuarios monterizos reclamaron por la suba de las tarifas de luz, se unieron las redes sociales y hoy se manifestaron frente a la sucursal de EDET, en Belgrano primera cuadra.

La manifestación comenzó de manera pacífica, donde los usuarios iban tomando un megáfono y mencionaban los problemas que tuvieron en la nueva facturas, incluidas el nuevo impuesto que aprobó el Concejo Deliberante de Monteros.

“No paguemos la luz, no paguemos la luz”, era el canto de los monterizos cada vez que alguien terminaba de hablar. En medio de esos momentos, llegaron algunos concejales y funcionarios del municipio de Monteros, quienes no tomaron la palabra, pero si escuchaban cada uno de los pedidos de los vecinos.

Muchas personas llegaban con las boletas en la mano, para mostrar el incremento de los costos y hacían saber su malestar.

Quema de cubiertas

La asamblea popular, comenzó a tensionarse con los gritos y algunos desacuerdos con las postura de los que tomaban la palabras. Primero comenzaron a tirar huevos a la fachada del edificio. Luego, aparecieron dos cubiertas y la quemaron, mientras que otras personas comenzaban a mover las persianas, hasta que cedió en un costado.

Los manifestantes aprovecharon y tiraron una de las cubiertas adentro del hall de entrada de la empresa, otros ingresaron para pedir hablar con algún directivo.

Naranjazos y golpes

En medio de la quema de cubiertas y el ingreso de las personas al hall de EDET, un comerciante que tiene al lado de la sucursal un negocio, pidió a los manifestantes que lo dejen trabajar. Un hombre desde la vereda opuesta, le gritó que se quedará callado y le tiró varios naranjazos al comerciante, que los esquivos y terminaron impactando sobre la puerta de su local. El hombre salió corriendo a buscar al agresor donde intercambiaron golpes de puños. La policía y la gente tuvieron que separar para que no pase a mayores.

Los concejales

Stella Maris del Moral, Gonzalo Racedo, Fabián Giménez, Julio Chico, “Nano” Olea y Rafael Garrido, estuvieron siguiendo de cerca las alternativas de la manifestación. Sobre el final, Gimenez y Garrido hablaron, y dijeron que pondrán en revisión la polémica ordenanza.

La voz de EDET

Luego de varias horas de manifestación, Julio Burgos, uno de las autoridades de la sucursal de Monteros, habló y expresó que los directivos de la empresa estuvieron reunidos con el gobernador de la provincia para tratar de dar una solución, y que si ellos no salieron antes, fue porque no tenían autorización para hablar. “Somos simple empleados y al igual que ustedes, también tengo aumentos en la luz.