Pasó de todo en 37 minutos de partido. Dos goles, dos expulsados, cuatro amarillas, y la lluvia hizo terminar de manera abrupta el encuentro.

Al minuto de juego, cuando la tormenta era torrencial, López peinó de de cabeza y “Kike” Campos, también de cabeza venció al arquero de Marapa, y decretó el 1 a 0 de Ñuñorco.

En el transcurso del juego, Leila Argañaraz expulsó a Carabajal y Herrera de la visita, y a los 36, Dario Romero en contra de su arco, puso el 1 a 1 parcial.

Tras eso, Argañaraz decidió suspender el encuentro y mandar a todos al vestuario por la fuerte lluvia, que ya había anegado casi todo el campo de juego.

“El campo estaba injugable, la pelota se detenía mucho y eso podía perjudicar a ambos equipos, consulte con la terna arbitral y decidimos suspender el encuentro”, expreso Argañaraz a MONTERIZOS.

“Los jugadores de ambos equipos manifestaron en distintos momentos que no se podía seguir jugando”, explicó.

El partido quedará en revisión, y si el tiempo mejora se podría jugar mañana, indicó la jueza, pero es muy poco probable ya que esta anunciado tormenta hasta mañana al mediodía. El Consejo Federal de AFA será quien reprograme lo que queda del partido.