El rayo ilumina de forma gradual el día gris.

Con la tormenta de ayer, la cantidad de agua caída en poco tiempo significó un peligro para el sur de la provincia. En Famaillá además de la voladura de chapas por las fuertes ráfagas de vientos, se registraron caída de rayos, uno de ellos fue captado por la cámara de un celular muy cerca de quien filmaba.

Una persona aficionada tomaba registro audiovisual de la tormenta de ayer, en la ciudad de Famaillá, cuando una intensa luz y el sonido estruendoso marcó la presencia de un rayo que había caído a centímetros de ella.

El video en el que se toma registro del momento exacto del impacto del rayo, dura unos 9 segundos y se viralizó a los minutos.

La caída de un rayo a tierra es una de las amenazas más serias derivadas de una tormenta. Se produce cuando la diferencia de potencial entre la nube y la tierra supera la capacidad aislante del aire. El peligro puede no ser aparente: se dan casos de caída de rayos a más de 20 km de distancia del lugar en que descarga la tormenta.

La probabilidad de ser alcanzado por un rayo es mucho mayor en el medio rural que en el urbano. Los altos edificios con estructura metálica protegen las zonas adyacentes y derivan a tierra la descarga eléctrica, al igual que los pararrayos. En el campo, los árboles, en particular los muy altos y aislados atraen especialmente a los rayos.