000240
Foto: La Gaceta

El fiscal que atiende la causa del derrumbe del ex teatro Parravicini tomo algunas medidas para poder continuar hoy con los trabajos de recopilación de pruebas y por seguridad se cerró la zona. Las personas fallecidas ya fueron identificadas.

Tras 5 horas de trabajo a cargo de socorristas e incluso civiles, para quitar los escombros de la vereda, y en búsqueda de alguna persona más, el fiscal Diego López Ávila indicó pasada la medianoche “en este momento, creería que no hay más heridos. La estructura cedió hacia la vereda y hacia la calle. Gracias a una empresa de drones, provistos con cámara termográfica, se sobrevoló la zona y, aparentemente, no habría más personas debajo de los escombros”.

La Justicia identificó a las personas fallecidas, las tres mayores de edad: María Cristina SosaMiguel Morandini y Diego Alejandro Villarella, indicó diario La Gaceta. Los cuerpos fueron retirados de entre los ladrillos, durante operativo en el que trabajaron codo a codo decenas de civiles, los equipos de las fuerzas de seguridad y los servicios de emergencia de la provincia y de la Nación.

Disposiciones judiciales

Según informó la Secretaría de Comunicación Pública del Gobierno  el funcionario judicial López Álvarez, junto con las autoridades provinciales y municipales tomaron las siguientes medidas:

•Estarán cerradas las calles 25 de Mayo y San Martín; Buenos Aires y Crisóstomo; 25 de Mayo y Mendoza; Laprida y San Martín; y Maipú y 24 de Septiembre; y 9 de Julio y 24 de Septiembre.

•Las personas que deseen solicitar o aportar información sobre el hecho, deben comunicarse al número 103 de Defensa Civil.

•La Fiscalía IV pidió que quienes que tengan filmaciones durante el momento del derrumbe, o posteriores, las envíen al sitio web de la Secretaría de Comunicación Pública: www.comunicaciontucuman.gob.ar.

•Hoy no habrá clases en el Colegio Santa Rosa, ubicado frente al edificio derrumbado.

El trabajo inmediato y posterior

“Agradezco la colaboración de los civiles. Llegó un momento en que pedí que los retiraran, porque me estaban diciendo los especialistas que había peligro de derrumbe. Faltaba más que alguien se lesione o salga herido”, señaló López Ávila.

Durante todas las horas que llevó el rescate de las víctimas fatales y de dos personas más que fueron trasladadas al hospital Padilla con politraumatismo, el fiscal Diego López Ávila y su equipo de cinco funcionarios judiciales reunieron datos y estuvieron atentos a cada movimiento para tratar de evitar que la estructura se desplomara por completo.

“Se dio la orden de que todos los escombros que están aquí fueran secuestrados en (la sección) Caballería de la Policía, con consigna policial. Se custodiará los móviles (los camiones), ya que serán material de pericias”, explicó López Ávila.

Además indicó “Primero, me interiorizaré respecto de la obra y las autorizaciones oficiales. Después, seguramente, se llamará a uno por uno”, en referencia a la convocatoria a funcionarios municipales y directivos de la empresa, entre otros.

Otro punto que corroborará el fiscal es el episodios que habrían ocurrido tiempo atrás durante los trabajos de remodelación del edificio. Por tal motivo solicitó a la Municipalidad que remita a primera hora de hoy la carpeta de obra de la empresa Antonio José Fortino Construcciones SRL. “Ya sabemos que la última inspección de la Municipalidad fue en octubre del año pasado. Hubo un episodio, aparentemente hace tres meses, que dañó la propiedad vecina. Habría caído la mampostería”, enfatizó.

Anoche, el trabajo consistió en limpiar la vereda del inmueble. Además, López Ávila dijo que el próximo paso sería “voltear” lo que resta de la estructura dañada con máquinas: “desde arriba hacia abajo”. “Los escombros están apuntalando el lugar. Pero hay peligro de derrumbe”, expresó.