005799415852Un matrimonio denunció que a su hijo Marcos, de 19 años, no lo dejaron entrar a un boliche porque tiene síndrome de down. “Nos dijeron que hacían fiestas especiales para los chicos con discapacidad y que lo lleváramos ahí”, relató la madre del adolescente.

El jueves en la noche, Mónica Velasco y su esposo Marcos Ceballos, dejaron a su hijo en la puerta de Jet-Set, ubicado en la ciudad cordobesa de Villa María. A los pocos minutos, los amigos del joven los llamaron por teléfono para pedirles que vuelvan porque a Marcos no lo dejaban pasar.

“Mi esposo lo fue a buscar y se acercó hasta la puerta para ver qué había pasado y por qué no lo dejaban entrar y en el lugar le dijeron que no entraba ‘porque daba un mal espectáculo para la confitería’”, contó la madre de Marcos.

“El tipo del boliche nos decía que les molestaba que Marcos se sacara fotos con las chicas, pero él las conoce, son compañeras o ex compañeras de él. No es un chico agresivo ni que vaya a generar problemas. No es de tomar mucho tampoco. Es muy querido por quienes lo conocen”, agregó la mujer.

El caso fue presentado ante la Defensoría del Pueblo y el próximo jueves tendrán una audiencia con ambas partes.

Fuente: Telefe Noticias