00579437wpEl titular del Plan Belgrano será investigado por una supuesta defraudación en contra de la administración pública.

El tucumano José Cano fue imputado en una causa judicial en la que se investiga si hubo un intento de negociado con Corea del Sur, durante el viaje que un grupo de argentinos cercanos al dirigente radical, que integra el frente Cambiemos y que conduce el Plan Belgrano.

Según informó Infobae.com, la fiscal federal Alejandra Mángano imputó a Cano luego de analizar el expediente que se inició con la investigación preliminar, realizada por el fiscal Guillermo Marijuán. En el centro de la mira quedó el viaje de tres personas relacionadas con Cano, quienes habrían ido a Seúl para concretar un negocio en nombre del Estado. La Justicia también sospecha que habrían efectuado un pedido coimas.

Las sospechas se iniciaron a partir de una denuncia anónima en la que señalaron a los dirigentes radicales tucumanos Alberto Darnay y Osvaldo Barreñada; al empresario Octavio Accardi y a dos ciudadanos coreanos que viven en el país, Dae Kyu Yang y Young Sik Oh.

Marijuán recibió datos sobre el viaje de estas tres personas al sudeste asiático que estarían vinculadas con Cano y que habrían intentado concretar un negocio millonario.

Cuatro de los denunciados, a excepción de Cano, conformaron en diciembre de 2016 la Sociedad Anónima Kumho Lat. La unión comercial salió publicada en el Boletín Oficial de la Nación y se detalla que se dedicaría a la fabricación, compraventa y exportación de “repuestos y autopartes del automotor”.

La polémica por el supuesto convenio fue publicada por LA GACETA en febrero. Un mail de la embajada surcoreana en Buenos Aires al que había tenido acceso este diario había generado alarma en las oficinas del Plan Belgrano en octubre. La representación comercial había consultado a Cano acerca de tres presuntos funcionarios de su área que habrían viajado para firmar un convenio con firmas locales. Los diplomáticos adjuntaron, incluso, links de medios que daban cuenta de los hechos. En esas publicaciones figuraban fotos de Darnay, Barreñada y Accardi en reuniones y en una cena. Incluso, figura una placa que le habrían entregado a Darnay como representante del Plan.

Cano había negado entonces “toda vinculación” de los hombres con la unidad. La sorpresa, según fuentes del Plan Belgrano, era que entre los involucrados había dos tucumanos: el peronista, ex asesor de Cano y actual funcionario del PAMI, Darnay; y el titular del sindicato del PAMI y dirigente radical Barreñada. Accardi, en tanto, aparece en una publicación coreana como vicepresidente de la Fundación Argentina de la Ecología. Trascendió que este último habría sido asesor de un senador radical de otra provincia, pero su designación no figura en los registros públicos de la Cámara alta.

Este diario se había comunicado con Darnay y Barreñada. Ambos habían desestimado cualquier relación con la cartera nacional, aunque admitieron que sí estuvieron en Corea del Sur. Aclararon, sin embargo, que habían abonado ellos los pasajes.

Marijuán sospecha que podrían haberse cometido al menos dos delitos: defraudación contra la administración pública y negociaciones incompatibles con la función pública. El caso quedó en manos del juez federal Sergio Torres y de la fiscala Alejandra Mángano.

Se cree que los involucrados podrían haber suscripto convenios de compras en nombre del Estado por 300 millones de dólares y que habrían pedido coimas. No se constató, sin embargo, que la operación se haya concretado.

Fuente: La Gaceta