0057804wpEn una mañana gris y lluviosa, los “Payaterapeutas” llevaron el calor y la alegría a los niños internados en la Sala Pediatria del Hospital Lamadrid.

Se oían risas y canciones, no era algo habitual en un Hospital Público, la razón es que un grupo de ocho personas con pelucas, delantales, pantalones coloridos hacían las delicias para que los niños se diviertan y pasen un rato alegre en medio de tanta angustia y tristeza. Todo el hospital se paralizó por un rato para ver la intervención de los “Payaterapeutas“.
“El objetivo nuestro es llevar alegría y esperanza a todas las personas, no solamente a los niños, sino cambien a las embarazadas, a los adultos, a las personas que están pasando por momentos difíciles”, expresa la licenciada Alejandra Acosta, una de las “Payaterapuetas”.

Walter, de apenas seis años, se encuentra internado y juega con los “Payas”. El nene, que se encuentra con una mascara de oxigeno, señala, sonríe y mueve sus manos de acá para allá junto a Flexilina, Hibupayina, Levo Idoxin, Burbu Geniolina, Dioxapayina, Plastico, Horacio Farmacia y Amorxi Payastina, los terapeutas que llegaron de sorpresa y “asaltaron” con alegría la sala de pediatría.

0057805wp“Estoy muy sorprendido con esta visita, mi hijo, mas allá de ser un chico divertido, lo ha tomado por sorpresa, primero tenia un poco de miedo, pero después le empezó a gustar y jugó y rió con los payas”, expresó Guido, papa del pequeño Walter. “Llegar acá siempre es triste, por el hecho que no está bien y a medida que estuvo pasando la mañana, el fue evolucionando y más con la intervención de los payasos, ya lo veo a Walter con mas animo, con mas ganas. Estoy conforme y estoy muy reconfortando con eso”, dijo.


“Fue hermoso llegar a Monteros, al hospital y ver la cara de asombro de los chicos, mas que nada por el lugar donde están. Fue lindo, los niños estaban alegres, se prenden mucho en los juegos, independientemente de la edad que tengan, todos juegan”, dice Acosta. El “todos juegan” se traduce a médicos, enfermeros, administrativos, papas, maestranza y todos los que están a su alrededores en ese momento.

Por su lado, el Dr. Vellido, medico de guardia de la Sala de Pediatría, expreso; “Creo que ha sido muy beneficiosa para los chicos. Han pasado un buen momento. Esto le va ayudar emocionalmente para poder curarse mas rápidamente de sus patologías” y agrego que la parte emocional es muy importante, ya que “colabora al sentirse bien y ayuda en el proceso de recuperación”.

0057806wp

Flexilina” una de las payas mas joven del grupo, expresa que es todo un mundo entrar a una sala y mirar a los chicos como están. “El poder que tiene uno para poder hacer sonreír con los Payaterapeutas. Al momento que entrar, las tristeza se les van en el mismo minuto que nos ven, eso es tan satisfactorio para mi”, dice emocionada.

Desde ahora, los “Payaterapeutas” estarán una vez a la semana en el Hospital Lamadrid, llevando alegría y esperanza a todos los niños y adultos.

Por ultimo la Licenciada Acosta dio las gracias a todo el equipo del hospital. “Para nosotros es importante también poder aliviar el trabajo cotidiana a las personas que atienden a los enfermos”

Los Payaterapeutas son de distintas partes de la provincia y brindan asistencia en los hospitales Centro de Salud, Avellaneda, Padilla, El hogar de ancianos, un comedor y un centro de niños con capacidades diferentes.

A finales de abril comenzarán los cursos de “Payaterapeutas” e invitan a todos a formar parte. Para mayor información pueden ingresar a la pagina oficial de facebook.

0057807wp