00374wpEl “Naranja” sigue manteniéndose en lo más alto del vóley provincial. Ayer le ganó en la final a Ateneo Mariano Moreno de Catamarca y se consagro campeón por quinta vez.

Monteros Voley se consagró campeón del Torneo Iniciación que hace disputar la Federación Tucumana de Voley.

00375wpAyer en su cancha, venció por 3 a 1 a Ateneo Mariano Moreno  con parciales de 27-25, 19-25, 25-19 y 25-23. El primer set, fue el más parejo de todos, Ateneo comenzó luchando en defensa y siendo certeros en contraataques, pero Monteros Voley ajusto el bloqueo, complico con el saque y se quedó con el primer set.

El segundo juego, fue todo para la visita, que con un inspirado Lucas Carrizo, empató el encuentro. En el tercero, Monteros Voley salió decidido a hacer valer su condición de local y se quedó con el set.

En el último set, el gran despliegue de Iván López, que fue elegido como el mejor jugador del partido, hizo que Monteros Voley se quedara con el partido y con el campeonato.

“Muy feliz, muy contento por este triunfo, uno más para el club, fuimos muy parejo en todo el campeonato y terminar de manera invicta se festeja el doble”, expresó German Figueroa a MONTERIZOS.

Por su lado Marcos Blanco, técnico “Naranja”, expreso que no termino conforme con el rendimiento de sus dirigidos, “no fue nuestro gran partido, no jugamos bien, el rival también juega y ellos hicieron un gran partido, defienden mucho y tiene un gran juego”. Así mismo Blanco felicito a sus jugadores y destaco que todos hicieron un gran esfuerzo para dejar en lo más alto al club. “Trabajaron duro durante todo este semestre y este es el premio, bien merecido”.

00376wp

Por el lado de la visita, Lucas Carrizo, capitán del equipo catamarqueño, se mostró triste por la derrota, “teníamos grandes chances de ganar, la perdimos por muy poco. De todas maneras, esta incursión en el vóley tucumano fue bastante positiva para nosotros, señalo.

Teresa Borquez de Mateu, miembro de la Federación Tucumana de Voley, fue  la encargada de entregar el trofeo al campeón.

Luego los jugadores, acompañado por su presidente Regino Amado, dieron la tradicional vuelta olímpica con la copa en alto.